Estás Leyendo
¿Sabes cuál es el campo de golf más caro del mundo?

¿Sabes cuál es el campo de golf más caro del mundo?

Dejando aparte los clubes de acceso exclusivo y restringido solo a socios y sus invitados, como Augusta, Golf de Morfontaine o incluso el Grove XXIII de Michael Jordan, ¿sabrías decir cuál es el campo de golf que tiene el green fee más caro del mundo?

La respuesta correcta es… el Shadow Creek Golf Course, ¡en Las Vegas!

Pensándolo bien, no debería sorprendernos que el campo de golf más caro esté en Las Vegas, la ciudad de Estados Unidos consagrada al entretenimiento, en donde todo puede ocurrir y todas las fantasías se pueden hacer realidad.

Construido en medio del desierto por el magnate Steve Wynn, el campo de Shadow Creek se inauguró en 1990, exclusivamente para uso privado de su propietario. que agasajaba allí a sus amigos y clientes VIP de hoteles de lujo y casinos.

En el año 2000 se abrió al público, aunque solo en días determinados y para huéspedes de los hoteles MGM en Las Vegas, entre los que se incluyen el Bellagio, Mandalay Bay y el MGM Grand.

¿Cuánto cuesta?

Jugar 18 hoyos en Shadow Creek cuesta 1.000 dólares, unos 850 euros. Hasta este verano costaba 600 dólares, y ya era el green fee más caro del mundo.

Con la subida del 66% que le han aplicado en 2021 a sus tarifas, el campo de Las Vegas se distancia claramente del siguiente en la lista de campos públicos no aptos para todos los bolsillos, Pebble Beach, en California, en donde el green fee cuesta actualmente 575 dólares.

En medio del desierto

Vale su precio

Jugar en Shadow Creek es un lujo, se mire por donde se mire.

LA EXPERIENCIA

El campo se encuentra a unos 30 minutos en coche desde el centro de Las Vegas. Una limousina se encarga de recoger a los jugadores en su hotel MGM y llevarlos a Shadow Creek, en donde les espera un caddie, que les acompañará obligatoriamente durante todo el recorrido.

El club solo acepta público “general” de lunes a jueves, y las salidas son tan limitadas y espaciadas que los jugadores nunca se encuentran o ven otras partidas durante el recorrido. Quien juega en Shadow Creek paga por la experiencia de tener un campo espectacular para su disfrute exclusivo.

EL CAMPO

Shadow Creek es un diseño de Tom Fazio, quien se encargó de ejecutar con imaginación y un presupuesto ilimitado los deseos del Steve Wynn. Se dice que el millonario se gastó más de 37 millones de dólares en construir el campo de golf de sus sueños, lo que lo convierte también en uno de los más caros del planeta.

El recorrido es un auténtico prodigio de la ingeniería, un oasis frondoso rodeado de arena, repleto de inmensos árboles, agua por todas partes, greenes impolutos y calles anchas, con la cordillera de Sierra Nevada como telón de fondo.

Largo, complicado de jugar, su hoyo más emblemático es el 17, un delicioso y difícil par 3 de 154 yardas, enmarcado entre una cascada y un pequeño lago.

El 18, un par 5 de 529 yardas, es uno de los hoyos favoritos de Phil Mickelson, quien jugó aquí contra Tiger Woods en 2018, el primero de su serie de enfrentamientos de tú a tú celebrados bajo el nombre “The Match”.

Volver al inicio