Estás Leyendo
Bola empotrada: ¿de verdad sabes cuándo te puedes aliviar?

Bola empotrada: ¿de verdad sabes cuándo te puedes aliviar?

Una polémica bola empotrada del jugador Patrick Reed durante la tercera jornada el torneo Farmers Insurance ha generado un intenso debate en el inicio de temporada del PGA Tour 2021. Su dudosa manera de actuar, sumada a la decisión del árbitro que concedió al jugador un alivio sin penalización, ha causado desde sorpresa a indignación entre muchos analistas, televidentes e incluso compañeros del circuito.

El golpe de la discordia se produjo en el hoyo 10, cuando Reed sacó la bola desde un búnker para caer clavada en el rough. Cuando llegó a la bola, el texano directamente la marcó y la levantó sin dudarlo. Después, fue cuando llamó al árbitro. Las cámaras de televisión, sin embargo, habían grabado el golpe, y claramente se ve que la bola rebotó una vez antes de detenerse en el rough. Por lo tanto, difícilmente podía estar clavada. No obstante, se le concedió un (cuestionado) alivio.

No es mal momento de echar un vistazo al libro oficial de Reglas de Golf y recordar qué es una bola empotrada (Regla 16.3) y cómo hay que actuar en estos casos.

¿Qué es una bola empotrada?

Se considera que una bola de golf está empotrada cuando reposa en su propio pique, que es fruto del golpe previo del jugador. Además, y esta es la clave definitiva: parte de la bola debe estar por debajo del nivel del suelo.

Imagen: R&A

Si bien la bola debe estar por debajo del nivel del suelo, no es necesario que esté tocando tierra. Es decir, puede haber césped o impedimentos sueltos entre la bola y la tierra, por ejemplo.

Cuándo te puedes aliviar

Cuando la bola de golf se encuentra empotrada, esto es lo que puedes hacer:

  • Si está empotrada en el área general, se permite el alivio sin penalización. Debes de droparte dentro de un área de un palo de longitud, tomando como referencia el punto donde está la bola empotrada. Recuerda que no puedes ganar distancia a la bandera.
  • Si está empotrada en el green, puedes marcar el punto de reposo de la bola, levantarla y limpiarla, reparar los daños causados por su impacto, y reponerla en el punto de reposo original.

¿Y si no sabes si está empotrada?

Si al llegar a tu bola, no puedes saber con seguridad si está o no empotrada, se permite levantarla para comprobarlo. Para ello, debes marcar el punto de reposo y levantar la bola para ver si está por debajo del nivel del suelo y el alivio está permitido.

Ojo: en ese momento, cuando levantas la bola para comprobar su estado, no la puedes limpiar, tan solo puedes hacerlo si se encuentra en el green.

El libro de reglas especifica que si el jugador levanta la bola sin tener una “creencia razonable” de que está empotrada, incurre en un golpe de penalización.

Pero entonces, ¿puedo limpiar la bola empotrada?

Sí, se puede limpiar la bola, pero solo si se decide que efectivamente está empotrada y tomas alivio.

Pero si la levantas y la limpias, y finalmente el resto de jugadores de tu partido o un árbitro decide que no está empotrada, incurres en un golpe de penalización.

Volver al inicio